Amortiguación del impacto de autovía

Como solución al impacto de la carretera,  se optó por la creación de unas lomas vegetales con multitud de ejemplares arbóreos que actuasen como barreras visuales y acústicas.

Como solución a la perdida de las plazas de aparcamiento “parapeto” (el arcén de la carretera), se realizaron dos tipos de intervenciones dependiendo de la forma en la que se debe circular en cada una de ellas.

Con todo, la solución final consigue alcanzar todos los objetivos propuestos, amortiguando el efecto de la autovía, modernizando las instalaciones y servicios existentes al mismo tiempo que se consigue aumentar el número de aparcamientos previos a la actuación.